LINGUINE CON SALSA DE AUYAMA Y ALBAHACA, LIMÓN, PIPAS DE GIRASOL CARAMELIZADAS, QUESO MANCHEGO Y ACEITE DE TRUFA

Hoy quiero presentaros un plato que prepare hace unos días en casa, la verdad, me encanto. 

Os voy a explicar cómo elaborar este rico y sencillo plato que estoy seguro os hará quedar muy bien con amigos y familiares. Aparte de esto, estoy seguro que la combinación de sabores os sorprenderá. 

INGREDIENTES 2 PERSONAS: Linguine 50g, Auyama 200g, cebolla roja, Mantequilla 50g, caldo de verduras 500 ml, limón ½ (Jugo), albahaca 10g, hoja de laurel 1 und, pipas de girasol 20 und, queso manchego 50g, aceite de trufa 5 ml, aceite de oliva 25 ml, sal.  

ELABORACIÓN: 

  1. Lavamos y desinfectamos la auyama y cebolla roja. 
  2. Cortamos la auyama en dados, reservamos. 
  3. Cortamos la cebolla en juliana, reservamos.
  4. Ponemos una olla al fuego y añadimos la mantequilla, cuando comience a burbujear, añadimos la cebolla y la pochamos. 
  5. Añadimos la auyama y salteamos 2 minutos. 
  6. Añadimos el caldo a la olla, la albahaca, la hoja de laurel y jugo de limón, tapamos la olla y llevamos a ebullición.  
  7. Una vez hervida la auyama, llevamos a la licuadora o robot y trituramos hasta obtener una salsa muy fina. 
  8. Llevamos la salsa de nuevo a la olla, añadimos la sal y la pasta, herviremos la pasta en la salsa ya que esto favorece la absorción de sabores. 
  9. Hervimos la pasta durante 8 minutos. 
  10. Mientras se cuece la pasta, caramelizar las pipas de girasol y vamos buscando las hojitas màs pequeñas de albahaca, reservar. 
  11. Con la ayuda de un tenedor de trinche, enrollamos los linguine formando un nido, añadimos los linguine en el centro de un plato hondo y le añadimos la salsa por encima. 
  12. Rallamos el queso manchego y lo añadimos justo encima. 
  13. Decoramos con las hojitas de albahaca y flores germinadas, añadimos las pipas caramelizadas y terminamos con unas gotas de aceite de trufa. 
  14. Servir y disfrutar. 

Si preparas la receta dejame decirte que te fijes mucho en los aromas cuando degustas el plato, si eres muy amante de la albahaca, puedes hacer como yo, pica una poquita en juliana y la añades justo antes de comer. Por otra parte, también estoy seguro que en tu nariz, vivirás una auténtica lucha de trufa y limón que a mi personalmente, me fascino. 

Si te gusto la receta, no dejes de compartirla para que más personas la puedan disfrutar,  ¡hasta la próxima!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s